Coup d'État

Paris Fashion Week 2020 - Día 2

La blogger española radicada en Panamá Gisele Del Río viajó a la capital francesa a finales de febrero, cubriendo la semana de la moda para Coup d’État.

Inicialmente prevista para ser impresa en nuestra edición de abril, les compartimos su cobertura; un relato intimista de su estadía en ‘La Ville Lumière’.

Read this article in English

entry.title

Un día nuevo en la ciudad, amanecemos con unas vistas de lo más parisinas en Tinah (https://tinahparis.com/en/) , un hotel atípico de seis habitaciones en el que te sientes como en casa; ¡Es como si estuvieras en un apartamento con servicio de hotel! Estamos encantados al haber descubierto este lugar, además, Savannah, la host, es un encanto.

entry.title

La primera cita del día es con Dior (https://www.dior.com/) en el Hotel Particulier donde nos espera la presentación de la nueva colección de joyas y relojes. Diseños cargados de diamantes y piedras preciosas con la sutileza y atemporalidad que caracteriza a la casa francesa.

entry.title
entry.title
entry.title

De allí salimos corriendo hacia el próximo evento, el desfile de Isabel Sanchís (http://www.isabelsanchis.com/) en la embajada española de París. Una colección que nos propone el vestido ideal para cada ocasión.

entry.title
entry.title
entry.title

Es hora de comer, tenemos poco tiempo y estamos cerca de Avenue Montaigne así que la decisión es fácil, hoy comemos en L’Avenue (http://www.avenue-restaurant.com/).

entry.title
entry.title

Una hora después, ya estamos de camino al showroom de Dior para la presentación de su nueva colección ready to wear (https://www.dior.com/fr_fr/mode-femme/defiles-pret-a-porter/defile-pret-a-porter-automne-hiver-2020-2021) y de accesorios. En un marco inigualable, frente al Arco de Triunfo, donde vamos a poder ver de cerca una colección de autobiografía, autorretrato y relato.

entry.title
entry.title
entry.title

Maria Grazia Chiuri compone su propio atlas de emociones a través de su diario íntimo de adolescente, en el que nos propone piezas clásicas en distintas texturas pero manteniendo colores básicos (entre los que predominan el azul marino, los marrones, el blanco y el negros) y recuperando los cuadros que tanto le gustaban a Christian Dior. Él mismo escribía: "Me encantan los cuadros porque dan un toque joven, aportan una pizca de fantasía elegante y desenfadada al mismo tiempo”.

entry.title
entry.title

Asimismo, el punto aparece en todos los imprescindibles del vestuario: jerséis, chaquetas, faldas, pantalones, sin olvidar también los vaqueros, los flecos y los lunares. Monsieur Dior también decía: "Tanto los lunares como los cuadros aportan encanto, elegancia y desenfado, y siempre están a la moda".

No podemos olvidar la frase a modo de manifiesto femenino de la colección “Io dico io” (o lo que es lo mismo, “Yo digo yo”). Esto permite que emerja el relato de una potente afirmación de sí misma. Estas palabras son el símbolo de una alegre singularidad, y suponen una manera creativa y colectiva de abordar las múltiples facetas de la subjetividad femenina.

entry.title
entry.title
entry.title
entry.title

Ya son las cinco de la tarde y en media hora es mi cita en el Dior Institut (https://www.dior.com/es_sam/tratamiento/el-arte-del-tratamento/dior-institut). Estamos muy cerca pero nos vamos en taxi porque ya hace frío. La experiencia es un lujo desde que llegas al histórico Hotel Plaza Athénée (https://www.dorchestercollection.com/en/paris/hotel-plaza-athenee/spa/), donde te hacen sentir especial desde que te acercas a su entrada.

entry.title

Nos acompañan hacia las escaleras que nos conducirán al oasis de Dior en la ciudad parisina. Un maravilloso spa en la planta baja del famoso hotel en el que me tienen preparado un facial que promete relajarme y dejar mi piel más tonificada e hidratada.

entry.title
entry.title
entry.title

Una hora de tratamiento para el que previamente analizan mi piel para personalizar el tratamiento y elegir los productos que más van a ayudar a minimizar las carencias y aumentar la belleza y luminosidad de mi piel gracias a la línea de Dior Capture Totale.

entry.title

Transcurrida esa hora, puedo afirmar que ha sido de los mejores faciales que me han hecho jamás, sin duda va a ser una parada obligatoria siempre que vuelva a París. Ahora estoy lista para darme una ducha caliente, pedir algo de cena y comer relajadamente en el hotel. ¡Buenas noches!

Para consultas
contacte
hola@coupdetatmagazine.com